CÓDIGO ÉTICO DEL BUEN GOBIERNO


PRINCIPIO:

“Una organización sustentada en la ética no solo mejora el trabajo y por lo tanto la calidad de vida de los que la componen, sino también el entorno y la propia organización, que se ve beneficiada con el tiempo de más y mejores ingresos.”


1. El órgano superior de decisión, Preferiblemente consejo de administración, debe estar democratizado. Liderado por una persona pero con una toma de decisiones consensuada o en su defecto por mayoría, independientemente del peso accionarial de cada uno.

2. El salario comparado a mismas horas de trabajo y haciendo las correcciones que se necesiten para compensar nocturnidad, festivos u otras variables que hagan el trabajo mas penoso, no podrá sobrepasar el mas alto 6 veces al mas bajo.

3. No se restringirá información interna de la empresa a nadie de la organización que pueda serle útil.

4. El medio ambiente es un bien universal.

5. El decoro la corrección y la sensibilidad en el trato entre las personas es lo que permite que todos nos sintamos bien en nuestro puesto de trabajo y motivados a volver cada día.

6. La mejor manera de educar es el ejemplo. Enseñamos mas con nuestro comportamiento que con palabras.

7. La veracidad de nuestros informes, por poco importantes que nos parezcan, permite tomar decisiones adecuadas. Mentir para tapar errores  propicia la toma de malas decisiones, que en cadena perjudican seriamente a la empresa.

8. La imagen de la empresa la damos a cualquier nivel las personas que formamos parte de ella.

9. Hacer bien el trabajo nos da auto-confianza, nos hace sentir orgullosos y nos realiza como personas. Lo contrario perjudica a la empresa y nos quita razones.

10. Ayudar a los demás, no solo clientes, sino a proveedores, amigos, otros industriales etc. Dentro de nuestras posibilidades casi siempre revierte a largo plazo de alguna manera positiva en nuestra organización. Aprovecharse solo da una ganancia a corto plazo y despierta el rechazo absoluto de la víctima.

11. Colaborar con los compañeros, agradecer su ayuda y no apropiarnos de sus logros nos permite no solo ascender mas rápido sino que además ganarnos el respeto de la organización tanto por arriba como por abajo.

12. No todas las personas esperamos lo mismo del trabajo ni queremos dedicar el mismo tiempo. Hay que procurar dar, adecuando sus retribuciones, a cada persona lo que quiere ya que solo así conseguiremos lo mejor de cada uno.

13. Los beneficios son lo que nos permite comprar los medios necesarios para el desarrollo de nuestro trabajo, la mejora permanente y un crecimiento sostenible. En definitiva garantizan la vida de la empresa.

14. No debemos olvidar que el principal valor de la empresa son las personas. Por lo tanto su seguridad y su salud están por encima de cualquier consideración.